Si quieres un diseño web o mejorar el tuyo, esto casi seguro te interesa

Seré breve.

Sirve para el que tiene una página web o el que la quiere. El que está empezando desde cero o el que ya lleva años en internet.

Hablaremos sobre distintas estrategias para conseguir que tu web, cuando sea visitada, atrape a tus usuarios con un único fin.

Que compren.

Verás ejemplos que podrás usar.

Da igual que no te conozca nadie o que llegues a mucha gente, podrás implementar lo que veas porque si tu web no funciona, no sirve y nunca rentabilizarás la inversión que has hecho o que harás.

Puedes creerme o no hacerlo, pero si quieres ganar dinero de verdad en internet, debes tener una buena página web. Tenerla tú.

Quizá esté bien tener redes sociales, pero casi seguro que ahí no harás dinero de verdad, necesitas una web.

He visto muchas, muchas veces, gente con miles de suscriptores que apenas llegan a los dos mil euros al mes y gente con muchos menos que ganan diez veces eso todos los meses.

No digo que tener una buena página web sea garantía de éxito, pero si digo, que, si no la tienes, no ganarás dinero de verdad en internet.

Y, si lo ganas, será menos, con más esfuerzo y dependiendo siempre de terceros.

Todas las estrategias de las que hablo para crear páginas web, no costarán ni un céntimo. Tendrás que invertir tiempo, es cierto, pero será tan rentable que será prioritario para tu negocio.

Construir una buena página web aplicando las maneras que te voy a contar, es jugar a otra cosa. Otro nivel. Es tener un negocio y no un autoempleo para poder ir tirando, ni para sacar un buen sueldo.

Repito, tener un NEGOCIO.

Marcarás la diferencia teniendo una página web bien construida frente a los que no la tienen porque tenerla, lo es todo.

Y cuanto mejor sea, más atrapará a tus clientes.

Entiendo que puedas estar pensando que depende de más cosas, y llevas razón.

Tienes que tener un buen producto o servicio, una buena atención al cliente, SEO, Marketing, y ese tipo de cosas.

Te podría poner gráficas, números, portafolio, opiniones o capturas de otros clientes, para que vieras lo que significa tener una buena web y captar con ella.

Pero hare algo mejor…, no hacerlo.

Y te voy a dar un motivo importante…, si no crees en lo que estoy diciendo, si no puedes imaginar lo que supone para un negocio tener una web optimizada, no es tu momento.

Esto no es malo, la vida son momentos.

Pero, para adquirir uno de mis diseños web, al menos tienes que creer una cosa: que un diseño web de calidad lo cambia todo.

Pero de verdad.

No en plan “vive de internet sin hacer nada y paseándote por el mundo”.

Lo cambia todo de verdad.

Retendrás visitas, de gente interesada en lo tuyo.

No crees que sea importante retener a tus visitas, entonces casi seguro, no estás preparado para tener una pagina.

Esto, no es un truco de marketing de todo a un euro o psicología inversa para que compres, esto es para todo lo contrario, “exigirte” que no lo compres. No pierdas tu dinero. Hazme caso, no merece la pena.

Ahora si sabes o puedes imaginar el poder que tiene esto, es una de las mejores inversiones que harás por tu negocio.

El precio no será el inconveniente. Lo amortizarás pronto, muy pronto si haces lo necesario. Y te enseñare varias formas de hacerlo.

¿Lo que vendes?

¿Lo bueno que eres?

¿Los años de experiencia que tienes?

¿tu portafolio?

¿Las opiniones de tus clientes?

Todo eso da igual sin un buen diseño web

Puedes tener el mejor producto o servicio del mercado y no venderlo o el peor y venderlo como si no hubiese un mañana. El mejor o el peor portafolio y a nadie le interesa, una experiencia de 50 años y ser muy, pero muy bueno y a nadie le interesa.

Si tu web no está enfocada, todo dará igual, nadie sabrá de ti y a nadie le interesará lo que haces.

Una página web que no consiga vender, no sirve y utilizo vender en su máxima expresión, que vender significa muchas cosas en este mundo digital. Puedes querer que te compren tus productos, conseguir entrevistas con potenciales clientes, que contraten tus servicios o conseguir un correo electrónico para tu lista. Todo es vender.

Dependerá de tu negocio y tus objetivos y para eso tiene que estar enfocada tu página.

No puedes tener una web para vender productos si lo que quieres es vender servicios, es distinto y no funcionará o una web para conseguir emails y tener una para concertar citas. Tampoco funcionará.

Cada una tiene sus objetivos y debe estar creada para conseguirlos.

¿Quieres aprender más sobre diseño web? suscríbete y te cuento

El diseño web cambia la imagen de tu producto o servicio

 

A mi amigo Luis una mañana lluviosa de enero en la que tomábamos café en su casa, le llegaron, como cada día, una cantidad indecente de emails de publicidad. Uno le llamó especialmente la atención y se paró a leerlo.

Era una oferta de su operadora de telefonía que le decía como conseguir un teléfono nuevo.

Casualmente, días antes habíamos estado hablando de lo mal y viejo que estaba su móvil y que ya debería cambiarlo. Que “misterio” eso de los móviles que te aparece publicidad de lo que hablas. Bueno teorías de conspiración aparte, volvamos al tema.

Eran dos.

Tres, no.

Uno, no.

Dos.

Aunque tenían las mismas características, uno de ellos costaba el doble que el otro. Iguales prestaciones pro doble de precio.

El doble de precio.

Mismas características.

Como quería uno y estaba dispuesto a comprarlo, vio los nombres de los dos modelos y se fue a internet a buscar información sobre ellos. Después de un buen rato de buscar y rebuscar – yo ya había tomado dos cafés solos y solo – al final se decidió por uno y lo compró.

Cuando recibió el justificante de la compra en su correo, se puso a contarme muy ilusionado todo lo que yo tenía que saber del móvil,

¿Me interesaba?, no.

¿Le daba igual?, sí.

Aunque al ver a Luis, la felicidad mientras me contaba y el brillo de sus ojos, me pareció increíble, estaba más alegre e ilusionado de lo que lo había visto nunca y eso, sí me empezó a interesar así que lo escuché con atención.

Después de escucharlo detenidamente, en mi cabeza, había un pensamiento.

Lleva más de una hora hablándome de su móvil nuevo y en ningún momento, me ha dicho como es, la pantalla, la memoria, el sistema operativo, el …. Hablando de lo que, a mi entender, debería tener en cuenta para comprar un móvil de ese precio.

El caso es que se pasó el tiempo volando, nos despedimos y me fui a casa.

Por el camino, mientras batallaba con la lluvia, el viento y el paraguas, seguía con el “run run” y a mis cosas ¿Porque se había decidido por un teléfono y no por el otro? ¿que lo había puesto tan, pero tan feliz e ilusionado cuando se compró el terminal?

Ya había comprado otros móviles y nunca los había recibido con semejante fiesta o alabanzas.

Cuando llegue a mi casa y como la duda me corroia, me fui a internet, a buscar información sobre los teléfonos y averiguar que le había hecho decidirse.

Después de leer y escuchar videos, resumo lo que encontré de los dos:

Primer teléfono

La presentación de la marca era un video de YouTube grabado en un pequeño despacho, sencillo con un hombre que explica con detalle las especificaciones técnicas, cuanta memoria tiene, velocidad del procesador, tamaño de pantalla, megapíxeles de la cámara….

El diseño del teléfono es sencillo, negro, sin ningún extra, lo que llamaríamos un teléfono normal y sin pretensiones.

El embalaje que muestra en pantalla, es una sencilla caja de cartón marrón, sin nada impreso, algo sencillo y eficiente.

Precio del teléfono 459 €.

Segundo teléfono

La persona que lo presenta está en un escenario rodeado de luces, grandes pantallas con videos emocionales, música, fuegos artificiales y gente, mucha gente aplaudiendo cada cosa que dice.

El diseño está pensado para gustar, tiene varios colores a elegir y no te deja indiferente.

El embalaje en el que se presenta, representa hasta el último detalle la marca. Logos, colores, imágenes …

Te cuentan cómo te sentirás al adquirirlo, al usarlo y como te verán los demás cuando lo tengas en la mano, todo mientras el vendedor, lo va probando.

La verdad, me costó mucho encontrar las especificaciones del teléfono como la memoria o pantalla o …, en fin, los detalles técnicos.

Precio del teléfono 959 €

Móvil que compro Luis, el segundo, el de 959 €, gastó más del doble de dinero en un móvil que hacía lo mismo que otro.

¿Por qué?

Por la percepción.

Cuando Luis termino de ver las dos presentaciones, por el primer móvil, le parecía que pagaba más de lo que costaba, pero por el segundo, todo lo contrario, le parecía que valía cada céntimo de su precio.

Había cambiado la percepción de un producto respecto a su precio. Luis no compró un móvil. Compró una forma de vida, sensaciones, experiencias. El precio ya no era importante.

Te preguntarás ¿qué tiene esto que ver con el diseño web?

Todo.

Respóndete a esta pregunta. ¿Qué hizo a Luis decidirse por uno y no por otro si eran los dos iguales?

La percepción, el mensaje, el diseño y todo lo que rodeaba al teléfono se lo indicaron.

A ver, haber, aver.

Significa que si tienes un producto malo lo puedes vender como bueno.

No.

Indudablemente tienes que tener un buen producto o servicio, pero, si lo tienes y no lo haces sentir, saber, entender, ver, dará igual y será uno más, a la altura de los peores y no venderás.

Eso es lo que se consigue con un buen diseño web.

Quieres hacer anuncios en Facebook, Google, Instagram o cualquier otra plataforma. Bien, te recomiendo hacerlo para tener éxito.

Pero.

Si tu web es mala, casi seguro, no servirá de nada o bueno, de algo, gastarás tu dinero y haras más grande a las compañías en las que anuncies.

A ti no,

a las compañías.

¿Quieres aprender más sobre diseño web? suscríbete y te cuento

¿Necesito una página web?

Sí, sin duda, si quieres ganar dinero en internet y vas a hacer otras acciones para conseguirlo, tu página será el centro de tu inversión. Si no vas a hacer nada más, mi recomendación es que no la hagas o te decepcionará.

¿Podré cambiar todo lo que quiera en mi web?

No y Si, pero algunas cosas, pese a que podrás hacer modificaciones sobre el proyecto, pregúntate una cosa. ¿Le dirías a un mecánico como arreglar tu coche?

¿Mi web estará visible y venderá desde el primer momento?

No. Una web por sí sola, no es suficiente. Si quieres hacer solo la web, te recomiendo que no la hagas. Tener una página efectiva es imprescindible, pero no es lo único que tienes que hacer.

¿Con mi página ya tendré el negocio montado?

No. La página web es el centro de tu negocio, pero, no es la única acción que tienes que hacer. Te explicaré que puedes hacer para llevar visitas a tu web y que tu web tenga éxito.

¿El precio es caro?

No. Nada es caro o barato, solo es cuestión de percepción. Si gastas 300 € en una web que no sirva para nada, será caro, pero si gastas 3000 € en una web que te genere 10000 € entonces te parecerá la mejor inversión.

Aunque si te lo parece, no la hagas. Mi trabajo, como el tuyo tiene un coste. De nuevo hazte la pregunta ¿Le discutirías al mecánico el precio de la reparación?

¿Quieres aprender más sobre diseño web? suscríbete y te cuento